Los objetivos por los que trabajamos son básicamente tres:

*Luchar contra el hambre y la desnutrición

**Fomentar todo lo que tenga que ver con la educación y escolarización de los chicos

***Desarrollar micro emprendimientos productivos para los padres y adolescentes.

  • Comedor “La Casita de la Virgen” (de La Cava)
  • Comedor y Biblioteca “Las Tunas” (de Pacheco)
  • Comedor “Del Niño Latinoamericano” (de Constitución)
  • Comedor “Manos Unidas” (de San Antonio de Padua)
  • Comunidad Toba ”Yecthakay” (de El Talar, Tigre)
  • Escuelita Rural Nº 2 “Educación Para las Primaveras” ( de El Soberbio, Misiones).

Sabemos que esta tarea, la de alimentar la pancita de los chicos, es el “aquí y ahora” que nos hace imposible mirar para otro lado. Pero no creemos que el trabajo se agote ahí, hay todo un cambio a más largo plazo que debemos ir construyendo poco a poco y entre todos. De esto, tampoco queremos olvidarnos. Por eso, porque apostamos a un cambio en los chicos y no creemos en el asistencialismo, es que le damos la mayor contención y educación posible.